El aporte de la Cooperación Sur-Sur a los

Objetivos de Desarrollo Sostenible

El Informe de la Cooperación Sur-Sur en Iberoamérica 2018 incluye un análisis sobre la alineación de la Cooperación Sur-Sur de los países iberoamericanos a los Objetivos de Desarrollo Sostenible, ello para cada una de las modalidades consideradas en nuestro espacio: CSS Bilateral, Triangular y CSS Regional.

La contribución de los proyectos de CSS a los ODS

El análisis que se realiza vincula cada uno de los proyectos de CSS a dos Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS), uno con carácter principal y otro secundario. Esto es así, por un lado, para recoger mejor la amplitud, complejidad e interconexión existente en la Agenda 2030; y por otro, para poder captar también de mejor forma, el carácter multisectorial e incluso transversal, de muchos proyectos.

El gráfico muestra los programas y proyectos de CSS Bilateral, Triangular y Regional (un total de 803) que recoge el informe según su contribución al ODS principal. Su observación sugiere que (haz click en cada ODS para leer):

ODS 3: Salud y bienestar

Tal y como viene siendo habitual, el principal ODS al que contribuyó la CSS en Iberoamérica fue el 3, relativo a la Salud y Bienestar. Se alinearon con este, 128 programas y proyectos de CSS. Una parte se correspondió con iniciativas propias del mismo sector de la salud (formación de profesionales de la medicina, mejora de calidad de los servicios sanitarios o regulación de medicamentos, entre otros).

Sin embargo, y bajo este mismo ODS, se situaron también iniciativas con otros perfiles sectoriales, como pueden ser, a modo de ejemplo, aquellos proyectos que impactaron sobre la calidad del aire (más relacionados con el medio ambiente) o sobre la inocuidad alimentaria (más cercanos al Agropecuario).

ODS 11: Ciudades y comunidades sostenibles
null

Asimismo, 73 proyectos y programas se alinearon con el ODS 11, relativo a las Ciudades y comunidades sostenibles. Se incluyó aquí la cooperación orientada a la gestión de desastres (especialmente en su vertiente más preventiva y vinculada a los asentamientos humanos) y a una mayor y mejor sostenibilidad de las ciudades, así como aquella más orientada a la protección del patrimonio cultural, tanto material como inmaterial.

ODS 2: Hambre cero

También en línea con informes anteriores, el segundo ODS bajo el que se enmarcaron más iniciativas de CSS fue el 2, de Hambre cero. Hubo aquí 104 proyectos y programas de cooperación orientados a mejorar la calidad de la alimentación, garantizar la seguridad alimentaria, y mejorar la productividad y sostenibilidad de la producción agrícola y de los procesos industriales alimentarios.

ODS 6, ODS 12, ODS 13, ODS 14, ODS 15
null

Finalmente, la importancia del medioambiente en la CSS de los países iberoamericanos se manifiesta a partir del más de un centenar de programas y proyectos (111) que contribuyeron, de manera agregada, a los ODS relativos a agua y saneamiento (ODS6), cambio climático (ODS13), ecosistemas marinos (ODS14) y terrestres (ODS15), y de producción y consumo sustentable (ODS12).

ODS 16

Por su parte, otros 104 proyectos y programas estuvieron alineados con el ODS 16, relativo a Paz, Justicia e Instituciones sólidas. Esta cooperación buscó mejorar a las instituciones públicas en aspectos como la eficiencia, la transparencia y la gestión.

Bajo este rubro coexisten sin embargo perfiles muy diversos, pues también contribuyeron a este ODS iniciativas tan variadas como aquellas que se relacionaron con la seguridad (tráfico de bienes culturales u otros bienes ilícitos), los derechos humanos, la construcción de paz o la protección de menores, solo por nombrar algunos ejemplos.

La relación entre los distintos ODS a través de la Cooperación Sur-Sur

La acción de vincular dos ODS a cada uno de los programas y proyectos de Cooperación Sur-Sur permite una mejor aproximación, por un lado, a cómo contribuye la CSS a la consecución de los distintos ODS, pero también, al modo en que, a través de esa misma CSS, los ODS se relacionan y conectan entre sí.

Para ilustrar lo anterior, se elaboró un diagrama de cuerdas. En este sentido, las líneas que lo conforman y sus conexiones permiten visualizar, primero, el vínculo que se estableció entre pares de ODS y, segundo, el que también se dio entre un número concreto de programas y proyectos y cada uno de esos pares de ODS.  De esta manera, se puede ver que la conexión más intensa se dio entre:

ODS 2 y ODS 8
null

Los ODS 2 y 8 relativos al Hambre cero y el Crecimiento económico, respectivamente. Entre los programas y proyectos aquí incluidos, destacan los que se focalizaron en el desarrollo del sector productivo agrícola, tanto en mejoras de la productividad como de la sostenibilidad. De esta manera, estas iniciativas estuvieron contribuyendo, simultáneamente, tanto a la erradicación del hambre como al impulso de los sectores productivos.

ODS 2,3
null

Los ODS 2, referente a hambre cero y 3, referente a la salud y el bienestar, fueron el segundo par de objetivos con más iniciativas. Esto ilustra acerca de la fuerte conexión entre el trabajo en materia de nutrición (seguridad alimentaria, inocuidad de los alimentos, etc.) y los efectos que tiene sobre una mejora en la salud.

ODS 8 y ODS 9

En tercer lugar, se encontraron los ODS 8 (relativo al crecimiento económico) y 9 (sobre desarrollo industrial y la innovación tecnológica). Bajo ambos rubros coincidieron las iniciativas que buscaban desarrollar el sector industrial (por ejemplo a través del desarrollo de las cadenas productivas), la mejora de la industria alimentaria o la aplicación y generación de desarrollos tecnológicos.